Cómo dar el salto de autónomo a micropyme

Son varias las ventajas de dar el paso de autónomo a micropyme: limitar el riesgo al responder con el patrimonio de la sociedad en vez de con el propio, ventajas fiscales al reducir el tipo de tributación, menor riesgo para que las empresas contraten contigo… Pero, para dar el paso, hay ciertas cuestiones de vital importancia.

Las micropymes se caracterizan por su alta flexibilidad y cambio, por lo que se debe tener claro dónde se quiere posicionar el negocio en los próximos años. Para ello, hay que definir bien la estrategia con un buen análisis DAFO, en el que las fortalezas y oportunidades sean superiores a las amenazas y debilidades. El plan de negocio también es imprescindible para tomar conciencia de las inversiones a acometer, de los gastos que se originarán y del cálculo objetivo y realista de los ingresos que se pueden conseguir.

Ir a la noticia